Según valdeandemagico, la pirámide de Keops medía la estabilidad magnética del planeta tierra (además de temperatura, vientos, movimientos sismicos...)y mandaba dichos datos al espacio. La camara del Rey, era el amplificador fractal, cuya señal portadora (1.42 Ghz) salía por los conductos de ventilación. Todas las medidas de canalizaciones, cámaras y demás están relacionadas con las ondas electromagnéticas que por ahí viajaban.

jueves, diciembre 08, 2011

El tunel cuantico es posible con las trituradoras de Valdeandeamagico

 Según la teoría del todo de Valdeandeamgico, el famoso tunel cuantico que buscan los científicos, realmente es muy sencillo dentro de nuestra teoría, ya que para nosotros el electrón no existe, ya explicamos hace tiempo que simplemente es una nube que sale de la trituradora.

Este es el electrón de Valdeandemagico

 Científicos e ingenieros han demostrado ampliamente el efecto túnel cuántico en semiconductores en los que los electrones se tunelizan a través de capas de material aislante. (De hecho, algunos tipos de discos duros magnéticos dependen de la tunelización para leer datos). Y el microscopio de efecto túnel depende de que los electrones se tunelicen a través de un territorio prohibido entre una diminuta sonda similar a un dedo y una superficie conductora. Aun así, nadie ha visto nunca un objeto macroscópico tunelizarse a través de un obstáculo.

 Se ve que la ciencia tiene un problema, pues las cosas funcionan de una forma, y encima se utilizan dichas propiedades para aparatos del día a día, pero luego no se es capaz de explicarlo. La teoría del todo de Valdeandemagico sin embargo, de una forma muy simple puede explicarlo, ya que para nosotros no existen partículas, sino simplemente trituradoras que según van creciendo tienen la forma de nube, y que la ciencia llama a dicha nube partícula. La particularidad de todas estas trituradoras es que se mueven exactamente igual, y crean las mismas agrupaciones, aunque lógicamente al ser nubes sus propiedades son totalmente diferentes a las de la teoría de partículas de la ciencia oficial.

Objetos artificiales que podrían atravesar paredes

Escrito por Kanijo en Fí­sica,
Artículo publicado por Nathan Collins el 29 de noviembre de 2011 en Science Now
Si alguna vez has intentado el experimento, sabes que no puedes atravesar un muro. Pero las partículas subatómicas pueden realizar dicha hazaña a través de un extraño proceso llamado efecto túnel cuántico. Ahora, un equipo de físicos dice que podría ser posible observar tal tunelización con un objeto artificial de mayor tamaño, aunque otros dicen que la propuesta se enfrenta a grandes desafíos.
De tener éxito, el experimento sería un impresionante avance hacia los sistemas mecánicos que se comportan de forma mecánico cuántica. En 2010, los físicos dieron un paso clave adelante en esta dirección dirigiendo un diminuto objeto hacia estados de movimiento que pueden describirse mediante la mecánica cuántica. El tunelado sería un logro aún mayor.

Efecto túnel cuántico © by |M| Фотомистецтво

Pero, ¿cómo funciona el efecto túnel cuántico? Imagina que un electrón, por ejemplo, es una canica situada en uno de dos valles separados por una pequeña colina, que representa los efectos de un campo eléctrico. Para cruzar la colina de un valle al otro, la canica tiene que rodar con suficiente energía. Si tiene muy poca energía, entonces la física clásica predice que nunca podrá alcanzar la cima de la colina y cruzarla.
Sin embargo, partículas diminutas como los electrones, aún pueden lograr cruzarla incluso si no tienen suficiente energía para escalar la colina. La física cuántica describe tales partículas como ondas extendidas de probabilidad – y resulta que hay una probabilidad de que una de ellas se “tunelice” a través de la colina y se materialice repentinamente en el otro valle, incluso aunque el electrón no puede asaltar el terreno elevado entre los dos valles.
Suena improbable, pero científicos e ingenieros han demostrado ampliamente el efecto túnel cuántico en semiconductores en los que los electrones se tunelizan a través de capas de material aislante. (De hecho, algunos tipos de discos duros magnéticos dependen de la tunelización para leer datos). Y el microscopio de efecto túnel depende de que los electrones se tunelicen a través de un territorio prohibido entre una diminuta sonda similar a un dedo y una superficie conductora. Aun así, nadie ha visto nunca un objeto macroscópico tunelizarse a través de un obstáculo.
Pero Mika Sillanpää y sus colegas de la Universidad Aalto en Finlandia dice que podría ser posible hacerlo usando simplemente un minúsculo aparato que recuerda a un trampolín, tal y como informan el 8 de noviembre en Physical Review B. Los investigadores crearían el micrométrico trampolín a partir de grafeno, una lámina superfuerte y superflexible de carbono de sólo un átomo de grosor. Suspenderían la membrana – pequeña pero mucho mayor que los átomos y moléculas que son el dominio habitual de la física cuántica -  sobre una placa de metal. Cuando los experimentadores aplicasen un voltaje eléctrico, la membrana tendría dos posiciones estables: una en la que se inclina ligeramente en el medio, y otra en la se que curva lo suficiente para entrar en contacto con la placa de debajo.
En el diseño del equipo finlandés, las fuerzas eléctricas y mecánicas sobre la membrana crean una barrera de energía entre estas dos posiciones. Si los investigadores pudiesen rebajar la energía de la membrana enfriándola a una temperatura menor de una milésima de grado sobre el cero absoluto, entonces la única forma que tendría para pasar entre las dos posiciones es el túnel cuántico. Los experimentadores podrían observar entonces el cambio de configuración en la membrana buscando cambios en la capacitancia del sistema, una medida de lo bien que puede almacenar la carga eléctrica. Sillanpää dice que parar lograr unas temperaturas tan bajas como las requeridas se necesitarían varios años, pero el equipo está avanzando con un experimento.
El túnel cuántico en un sistema mecánico es “el tipo de santo grial que la gente busca ahora mismo”, dice el físico Walter Lawrence del Dartmouth College, pero el experimento probablemente será difícil. Gil-Ho Lee, físico en la Universidad Pohang de Ciencia y Tecnología en Corea del Sur, dice que el experimento propuesto sería un importante primer paso adelante hacia la demostración del efecto túnel cuántico. Pero advierte que podría no ser concluyente debido a que la membrana podría realizar cambios similares cuando absorbe un poco de energía extra en forma de calor. “Debe hacerse un test más sofisticado”, dice Lee. Dice que la búsqueda del efecto túnel cuántico en sistemas eléctricos conocidos como uniones Josephson se enfrentó a problemas similares en la década de 1980 antes de que, finalmente, los experimentos confirmasen el tunelado.
Pero, ¿por qué no puedes usar el efecto túnel cuántico para atravesar un muro? Los cálculos de la mecánica cuántica demuestran que para cosas tan grandes como una persona, la probabilidad es tan pequeña que podrías que esperar hasta el final del universo y, aun así, muy probablemente no te verías al otro lado.

Autor: Nathan Collins




Atravesar 
paredes, una predicción de los físicos
Peter Liljeroth






..

Neutrinos insisten en Viajar más Rápido que la Luz. Vuelven a detectar neutrinos más veloces que la Luz. ( Experimento video)

Una segunda prueba mejorada ratifica lo que ya adelantó la Comisión Nacional francesa de Investigaciones Científicas

Vuelven a detectar neutrinos más veloces que la luz
Lo han vuelto a hacer. El mismo equipo que el pasado mes de septiembre revolucionó el mundo de la Física al detectar neutrinos más rápidos que la luz ha llevado a cabo un nuevo experimento, mejorado con respecto al primero, y ha vuelto a toparse con el mismo e increíble resultado. Si se comprueba definitivamente, el hallazgo derrumbaría de un solo golpe uno de los pilares sobre los que se basa la Física moderna, a saber, que ningún cuerpo con masa (por pequeña que ésta sea) puede moverse a más de 300.000 km por segundo, la velocidad de la luz. El trabajo acaba de aparecer en ArXiv y ha sido remitido a la revista Journal of High Energy Physics, aunque aún no ha sido aceptado para su publicación.
El nuevo experimento se llevó a cabo, igual que el primero, en el detector de neutrinos de Gran Sasso, en Italia, a partir de un haz de estas esquivas partículas enviadas desde el CERN, en Suiza, a 730 km de distancia. Sin embargo, se introdujeron sutiles cambios para evitar posibles errores en las mediciones. En palabras de Dario Autiero, uno de los autores principales de ambos experimentos (el de septiembre y el de ahora), “el resultado ha sido ligeramente mejor que el anterior”.
Igual que el pasado 22 de septiembre, el nuevo experimento midió el tiempo que las partículas tardaban en recorrer los 730 kilómetros que separan ambos laboratorios. Solo que en esta ocasión se enviaron “paquetes” de neutrinos menos duraderos, de apenas 3 nanosegundos cada uno (en lugar de los 10 nanosegundos del anterior experimento), y con un intervalo de 524 nanosegundos entre cada haz. La duración de los haces, en efecto, se consideraba una de las razones principales para un posible error en la medición de los resultados de septiembre.

Se ha medido la velocidad con precisión

Comparado con el primer experimento, esta vez ha sido posible medir la velocidad de los neutrinos con más precisión, aunque al precio de disponer de haces (o paquetes) de mucha menos intensidad. Los investigadores, en efecto, sólo pudieron medir veinte eventos de neutrinos, contra los más de 15.000 del pasado septiembre. Eso sí, en todos ellos se toparon con los mismos resultados: los neutrinos viajaron más rápido que la luz.
“El resultado positivo de la prueba – afirma Fernando Ferroni, presidente del Instituto Italiano de Física Nuclear (INFN), que opera el laboratorio de Gran Sasso- nos hace tener más confianza en nuestros datos, aunque la última palabra la tendrán mediciones análogas en otros experimentos”.
En efecto, y a pesar de que la nueva prueba evita uno de los errores posibles, aún quedan otros en discusión, como el que podría derivarse de la sincronización del tiempo en los laboratorios del CERN y Gran Sasso. Por eso, y aunque el nuevo experimento refuerza los increíbles resultados del primero, habrá que esperar a que otros laboratorios (en Estados Unidos y Japón) los repitan, aplicando además tecnologías que no dejen espacio para errores de procedimiento.
Una confirmación definitiva que puede tardar aún varios meses en llegar, ya que solo un puñado de instalaciones científicas en todo el mundo cuentan con detectores capaces de medir con suficiente precisión la velocidad de los neutrinos. Por un lado, otros dos experimentos del laboratorio de Gran Sasso (Borexino e Icaro) intentarán repetir los resultados de Opera el año que viene. Por otro, los detectores Minos, en Estados Unidos, y T2K, en Japón harán lo propio a partir del primer trimestre de 2012. No queda, pues, más remedio que esperar…
Fuentes:   eldahny