Según valdeandemagico, la pirámide de Keops medía la estabilidad magnética del planeta tierra (además de temperatura, vientos, movimientos sismicos...)y mandaba dichos datos al espacio. La camara del Rey, era el amplificador fractal, cuya señal portadora (1.42 Ghz) salía por los conductos de ventilación. Todas las medidas de canalizaciones, cámaras y demás están relacionadas con las ondas electromagnéticas que por ahí viajaban.

sábado, abril 30, 2011

El origen de la escritura y su relación con el ADN

El cómputo cuaternario en que se basa la creación de la escritura ya está inmerso en el sistema de ADN

En la teoría del todo de Valdeandemagico, en el intento de crear un nuevo paradigma en el modo de hacer ciencia, y tomando como pilares la fractalidad de phi y el hecho de que el universo esta inteligentemente relacionado, hemos hablado de personajes que en un principio la ciencia oficial ha ridiculizado, pero que Valdeandemagico admira. Hablamos de Zacarias Sitchin quien nos explica al detalle como fuimos manipulados por los Annunakis, hablamos de Nassim Haramein quien nos enseñó que todo funciona como agujeros negros. Hablamos del premio Nobel Luc Montagnier que nos enseñó que con las células podemos hacer un copiar y pegar. Hablamos de otros muchos a los que admiramos, pero hoy queremos referirnos a un español, a Agustín Demetrio Pallarés Lasso, quien con su teoría sobre el origen de la escritura, que encaja perfectamente en la teoría del todo de Valdeandemagico, a nosotros nos ha cautivado.


Toda su teoría está espuesta en el blog: http://sinsikava.blogspot.com/ Y ya hablamos en su día de ella, ya que para Valeandemagico dicho diseño fue realizado en el Jardín de las Hesperides, cerca de los míticos Campos Elíseos. Y precisamente cuando Hercules fue al Jardín de las Hespérides a buscar la sabiduría, era esta escritura lo perseguido.

Para Valdeandemagico esta grafía de Lanzarote y Fuerteventura, podría ser tan importante como la piedra Rosetta, ya que si ésta sirvio para encontrar el significado de los jeroglificos, las de Canarias pueden servir para encontrar el lenguaje en el que está programado el sistema operativo con el que trabajan nuestras células, el cual se haya en el ADN.

EL CÓMPUTO DE SIGNOS DE SUCESIÓN CUATERNARIA DEL NEOLÍTICO, EL ADN, Y LOS ORDENADORES DEL FUTURO


Veamos lo que nos dice Philip Ball

Cálculos con ADN

"A principios de los años noventa, Leonard Adleman, de la Universidad de California del Sur, propuso una forma diferente de utilizar moléculas para calcular, e indicó que la base de datos de la propia célula -el ADN- se puede utilizar para resolver problemas de cálculo.

Adleman se dio cuenta de que el ADN -básicamente una cadena de cuatro componentes moleculares diferentes o bases que actúan como un código de cuatro letras de la información genética- se parece notablemente al ordenador universal postulado en los años treinta por el genio matemático Alan Turing, que almacena información binaria en una cinta.

Diferentes cadenas de bases se pueden programar a voluntad en hebras sintéticas de ADN utilizando las técnicas de la biotecnología moderna; y después estas hebras se pueden generar, cortar y ensamblar en cantidades ingentes. ¿Se podrían utilizar estos métodos para convencer al ADN de que calculase como una máquina de Turing?


Tira de ADN, de sistema cuaternario.

Adleman vio que el sistema del ADN podría ser especialmente apto para resolver problemas de minimización, como por ejemplo encontrar la ruta más corta para conectar varias ciudades. Este tipo de problemas es uno de los que más les cuesta resolver a los ordenadores convencionales, ya que el número de rutas posibles aumenta muy rápidamente a medida que se incluyen más ciudades. Un ordenador corriente tarda mucho en examinar todas esas opciones. Pero si cada solución posible está codificada en una hebra de ADN, el problema no parece tan terrible, porque incluso una simple pizca de ADN contiene muchos billones de moléculas. de forma que sólo hace falta separar las hebras de ADN que tienen codificada la mejor solución.

Idolo de SHIGIR, en madera, encontrado en Rusia y datado en 9.500 años de antiguedad (Mesolítico).

En él ya se pueden observar trazados que se

encuentran en los códigos escriturarios más

antiguos y que guardan un sorprendente parecido a

las actuales representaciones

de las tiras de ADN de sistema de signos o elementos de sucesión cuaternaria



Esto se puede hacer utilizando métodos biotecnológicos que reconocen secuencias cortas específicas de las bases de una hebra de ADN. En realidad, este procedimiento no es más que una forma ligeramente poco ortodoxa de encontrar una solución: en primer lugar, encontrar todas las soluciones posibles y después utilizar operaciones lógicas para elegir la correcta. Pero, como todo ocurre paralelamente -todas las posibles soluciones son creadas y examinadas al mismo tiempo- el proceso puede ser muy rápido.

El cálculo por ADN ha sido demostrado en principio, pero todavía no se ha probado que resuelva problemas que un ordenador convencional no pueda resolver. Parece más apto para un conjunto de problemas bastante específico, como la minimización y la codificación que como método de cálculo para cuestiones de todo tipo".


A todo esto aportado por Agustín Demétrio Pallarés Lasso, a Valdeandemagico le gustaría añadir la magia también de nuestra tierra, y si hay un lugar donde los templarios concentraron toda su sabiduría, ese lugar fue la ermita de San Bartolomé de Ucero, en el Cañón del Río Lobos. Entre todos los símbolos que allí se hallan, queremos poner ese que en este caso parece encajar a la perfección. el tabotat grabado debajo de la cabeza, ese tabotat que tanto abunda en Etiopía.

martes, abril 26, 2011

Valdeandemagico, El manuscrito de Avicena y la teoría del todo

Valdeandemagico, El Manuscrito de Avicena y la teoría del todo.
Un manuscrito que posee toda la sabiduría de la historia es buscado por quienes quieren tener el poder absoluto del mundo, es el manuscrito escrito por un sabio, por Avicena, y dicho manuscrito se encuentra escondido en un lugar mágico, pero a la vez real, hablamos de un pequeño pueblecito que en invierno no llega a los 20 habitantes, pero donde algunos hemos tenido el privilegio de nacer, y también nos referimos a una novela única, escrita por Ezequiel Teodoro, “El Manuscrito de Avicena”.

Hace unos 10 años al salir de la casa donde nací en Valdeande, me fijé en una piedra labrada en el dintel de una casa. Me llamó enormemente la atención, tenía tres símbolos perfectamente trazados cuyo significado no llegaba a entender. Era la casa del señor Cecilio, a quien solía preguntar cosas de la tradición del pueblo, así que intrigado por los símbolos decidí preguntar al dueño, estando seguro que me iba a dar una explicación total de lo grabado en su casa, pero cual fue mi sorpresa cuando vi que la respuesta que me daba es que no tenía ni idea, que esos símbolos los grabaron los constructores de la casa, y que no eran del pueblo.
A partir de ese momento empecé a fijarme en las fachadas de las casas, en las piedras de la iglesia, del cementerio, de los lagares, de las fuentes… y me sorprendió el que en un pueblo tan pequeño, tuviera tantísimos símbolos grabados, y presuntamente todos hechos por gente de fuera, por constructores expertos en el labrado de la piedra. Más tarde comprobé que quienes principalmente realizaron esos grabados eran los masones y francmasones, quienes tenían un punto central en Europa y utilizaban una metodología similar en todas sus construcciones, y sencillamente cuando alguien quería construir algo duradero, pues contrataba a dichos constructores que eran ambulantes, aunque normalmente organizados en escuelas. La particularidad de Valdeande venía por ser un pueblo pequeño, con muy poca evolución y muchisima historia, por lo que se habían conservado la gran mayoría de símbolos grabados en varios miles de años.
Así es como empezó mi obsesión por intentar descifrar esos símbolos que rodearon mi infancia, pero que no fui consciente de que existían hasta ya adulto. Pero me impresionó tanto lo que iba encontrando que decidí crear un nombre, Valdeandemagico y ponerle un logo, y para ello utilicé la cabeza del sabio que se encuentra en la parte de atrás de la iglesia, sabio que para todo el mundo pasa desapercibido, pero que para mí era como un guía virtual que servía para mantener siempre un hilo conductor.
Y leyendo muchos libros, visitando muchos museos, buscando mucho en Internet iba encajando piececita a piececita del puzzle, nadie estaba de acuerdo con lo que yo decía, pues era algo radicalmente diferente a las versiones oficiales. Pero así fui viendo que si la patrona de España es la Virgen del Pilar, lo importante no era la Virgen, sino que era el Pilar de piedra que había debajo, ya que a dicho pilar de piedra era a lo que se adoraba antes del cristianismo. O que el Cid acampó en Valdeande en su último día del destierro y que los lugares donde acampó la tradición los mantuvo en su recuerdo con una nombre tan sencillo como Valdecid. También aprendimos la gran huella que dejaron los templarios en Castilla, a pesar de que no lo reconozca la historia, pero San Juan, Magdalena, bafomets, caballeros había por todos los sitios. Y creamos un museo virtual que nadie ve, pero del cual nos sentimos muy orgullos. Y desarrollamos todos nuestros conocimientos técnicos para crear un libro virtual sobre villameno. El lugar donde acampó el Cid, tampoco nadie ve el libro nunca, pero también nos sentimos muy orgullosos de haberlo hecho.
Y fuimos recorriendo toda la historia, buscando siempre el origen de los símbolos grabados en Valdeande, pero lo impresionante es que toda pista nos decía que era una simple copia de algo anterior. Pero de repente todo acababa y tenía absolutamente el mismo origen, los sumerios. Nos cogimos un avión y nos fuimos al museo británico, y aunque la mayoría de visitantes iban buscando las momias egipcias, para Valdeandemagico la obsesión estaba en Mesopotamia. Allí miraba y miraba las figuras, las alas de los seres grabados, la piña de la mano, la cajita cuadrada que solía acompañarles, el reloj de la muñeca, la miniatura de las letras escritas, todos los símbolos que luego aparecían en el resto de religiones, o pueblos históricos.
Tras mucha información analizada, y sin ningún interés en particular, decidí que era ridículo seguir negando algo que parecía totalmente evidente, así que empecé a creer lo que dice la biblia: fuimos creados en el Eden y lo hicieron a imagen y semejanza. Esto supuso un cambio total en la forma de ver las cosas, y las fuentes de información pasaron a ser básicamente las tablillas sumerias, ya que ahí escribían detalladamente todo lo que iba pasando. Así que tristemente decían como fuimos creados a través de manipulación genética y que les costó darnos un poco de inteligencia, también comprendí que el Eden era la ciudad de Eridú, que los animales mitológicos fueron reales, fruto de los resultados de dicho laboratorio genético, y hasta me sorpendió el símbolo de jefe de genética, Enki, que no era ni más ni menos que la flor de lis, esa que usaron los dominicos, los Guzmanes, la que tiene dibujada el Cristo de la última cena de Valdeande.

Todo este cambio de forma de pensar hizo que me fijara en cosas diferentes y me llevó a la idea ya famosa y única mundialmente hablando de que la pirámide de Keops era un centro de recogida de datos del ser vivo Planeta Tierra. Empecé a entender totalmente como funcionaba el artefacto de comunicaciones construido, y que luego pasamos a llamar pirámide de Keops, de ahí me llevó al Arca de la Alianza, a la Sabana Santa de Turin, al que Jesús caminara sobre las aguas, y sobre todo a que absolutamente todo es fractal, y que las líneas de Nazca eran el código que construyeron par identificar a este ser vivo en su día conocido como Gea o Gaia, y ahora como tierra.
Pero lo más importante de todo es que aprendí a ver que todo, absolutamente todo era fractal y que seguía el proceso de Phi, también vi que los agujeros negros eran los fundamentos básicos para empezar a estudiar lo que sucedía a mi alrededor. Un agujero negro es mi corazón, es decir simplemente es una bomba que absorbe energía, la procesa y la emite de una forma organizada. Y que si se para dicho agujero negro, o dicha bomba, o dicho corazón, se para la vida que hay a su alrededor.

E intentando unir agujeros negros, con Phi, con fractalidad, con dioses con minusculas, con Dioses con mayusculas, con la inteligencia del agua… es cuando decidí escribir la teoría del todo según Valdeandemagico, esa teoría que seguramente es la escrita en el manuscrito que escribió Avicena. Y es a partir de ahora cuenda empieza la autentica aventura de este humilde blog que simplemente va recogiendo las reflexiones de alguien que sigue buscando …


jueves, abril 14, 2011

Valdeandemagico con "El manuscrito de Avicena"


El manuscrito de Avicena guardaba el resumen de toda la sabiduría de la historia, se escondió en un lugar mágico, y de dicho lugar aprende Valdeandemagico.

Presentación del libro "el manuscrito de Avicena" el 23 de abril a las 18:00, en Valdeande.

El gran sabio Avicena se aprendió una de las bibliotecas más famosas del mundo, luego se prendió fuego pasando al olvido toda esa sabiduría, pero Avicena resumió todo el conocimiento en un solo manuscrito.

Tras mucho ir y venir, al final dicho manuscrito fue escondido en un lugar mágico, en lugar único. Todos grandes poderes lo buscan, pero Valdeandemagico siempre ha seguido los símbolos del lugar mágico donde fue escondido.







"El Manuscrito de Avicena" un libro que todos deben de leer.

“A sus cincuenta y siete años, enjuto, con los rasgos marcados, los dedos delicados, los ojos hundidos, la piel renegrida, constituía la imagen devaluada del médico que fue en un tiempo. Su paso por cárceles inmundas, los exilios voluntarios para huir de quienes pretendían esclavizar su ciencia, las horas de trabajo entre pacientes de toda procedencia y las noches en vela dedicadas al estudio le habían trocado en un despojo cansado”.
Este era Avicena a los 57 años de edad, ya a un paso de la muerte.
¿Por qué elegí a Avicena para mi novela?
Avicena –a mi me gusta llamarlo por su nombre árabe, Ibn Sina– fue un adelantado de su tiempo. Uno de los médicos más importantes de la antigüedad, y un gran filósofo y humanista.
Elevó la ciencia a niveles jamás alcanzados hasta aquel momento. Escribió más de 250 libros, de medicina, de filosofía, de astrología…, aunque muchos de ellos no consiguieron llegar hasta nuestros días.
Trescientos años después de su muerte aún usaban sus libros para curar enfermos. Con el empleo de su ciencia, fuimos ampliando nuestra edad media de vida. Aunque no hasta el punto de volvernos inmortales, claro.
Pero Ibn Sina fue mucho más que un médico. Lo que realmente me atrajo de él no fueron sus conocimientos, sino su capacidad de mantenerse íntegro ante los emires a los que sirvió, mientras por otro lado se bebía la vida a tragos.
Esa contradicción de hombre justo y vividor lo hizo entrañablemente humano ante mis ojos.
Y esa misma humanidad le llevó a buscar el conocimiento con una intensidad tal que removió todos los conceptos que hasta entonces existían.
“Libros de papel árabe, rollos de papiro egipcio, bronces cuneiformes babilonios, pergaminos de atirantada piel, tablillas de junco chino. Decenas de miles de ejemplares, quizá centenares de miles, se amontonaban sobre estanterías de blanco abedul a lo largo de las paredes de la sala. Una docena de estudiosos leía o escribía en cuatro mesas dispuestas a un lado de la habitación.
Ibn Sina recorrió con lentitud algunas de las estanterías. Bajo su atenta mirada pasaron obras de Plinio, Séneca, Catón, Cicerón, Al-Farabi, Ibn Isaac, Hipócrates, Galeno, Platón… Al acabar, se arrodilló en mitad de la sala y lloró”.
Y a partir de ahí creó nuevos conceptos y los introdujo en casi tres centenares de libros. ¿Y si una de aquellas obras perdidas irremisiblemente en el tiempo encerrase uno de los hallazgos más importantes de la historia?
Ustedes dirán que es muy atrevido asegurarlo, sin prueba alguna que lo defienda, claro.




miércoles, abril 13, 2011

La homeopatía encaja en la teoría de Valdeandemagico (convolución)


La homeopatía encaja perfectamente en el nuevo modelo de trabajo que supone la teoría de Valdeandemagico, el trabajar con agujeros negros, simplemente es un nuevo paradigma al cual debemos de ir acostumbrándonos. Recordemos que la teoría de Valdeandemagico dice que son los los agujeros negros los organizadores de todo, ya que absorben todo lo que les llega, lo procesan y lo emiten organizado, influyendo en todo su entorno.


PARA IR MENTALIZANDONOS, PODEMOS EMPEZAR POR PENSAR TODOS, EN QUE EL HIDROGENO ES UN AGUJERO NEGRO Y FUNCIONA EXACTAMENTE IGUAL AL AGUJERO NEGRO QUE HAY EN EL CENTRO DE NUESTRA GALAXIA.

Más de 200 años se lleva intentando explicar el porqué a pesar de que no cuadra con la ciencia, sin embargo hay mucha gente que piensa que la homeopatía cura. Lo impresionante es que se pone una sustancia en el agua, y ahora se va disolviendo hasta que al final no queda absolutamente nada de la sustancia añadida, pero algo cambia en el estado del agua y encima este cambio produce un efecto en el cuerpo humano. ¿Magia, misterio, ciencia, fraude?


"Cuando trates con el agua consulta primero la práctica, y luego la teoría."Leonardo da Vinci

Según la teoría de Valdeandemagico todo es fractal, se relaciona inteligentemente y la base de su estudio está en los agujeros negros motores creadores de todo. Así que es algo tan sencillo como que la molécula de agua, para los científicos oficiales, pues son dos átomos de hidrógeno unidos a uno de oxígeno, que tienen algunas propiedades especiales y poquito más. Vamos, es como si alguien de hace 500 años ve un teléfono móvil con dos antenas, pues diría que es un trozo de plástico y dos barillas de hierro a los lados.

Sin embargo para Valdeandemagico, la molécula de agua es como un teléfono móvil del siglo XXI, es decir la capacidad de información que puede llegar a procesar puede ser casi infinita. Hoy en día por una fibra óptica somos capaces de envíar casi toda información que hay la tierra, pues si hubiésemos estudiado el funcionamiento del agua, según la teoría de Valdeandemagico, podríamos haber conseguido resultados quizás más sorprendentes. De momento se dice que un mol de agua, puede tener 300 trillones de unidades de bits

Insertamos un vídeo donde se ridiculiza a la homeopatía, pero lo hacemos para que quien lo vea, simplemente intente entenderlo con una pequeña diferencia, y es que los dos átomos de hidrógeno de la molécula del agua, son dos agujeros negros, por lo que absorben toda la información que le lleva a su alrededor, es decir es como si fuesen las dos antenas del teléfono móvil, y luego en el interior de esa molécula del agua es donde se procesa toda información, y luego la vuelve a sacar por los agujeros negros. Pues bien, entonces ya uno es capaz de entender que detrás de cada chucu chucu. hay un mundo desconocido del que no tenemos ni idea, pero personalmente a mí ya me da un poco más de corte ridiculizarlo tan fácilmente. Recordemos que una de las bases de la teoría de Valdeandemagico, es que si conoces como funciona algo a una escala, puedes cambiarlo de escala y el conocimiento permanece.


Así que aquí proponemos que podría ser el efecto de conjugación de fase que se usa para corregir aberraciones en los láseres, el mismo efecto que podría usar la homeopatía para curar. Conjugar una onda es la operación matemática de cambiar el signo de la fase, es decir los frentes de onda se habrán invertido respecto a la dirección del haz inicial. La propiedad de reversibilidad dice que es posible crear un haz antidistorsionado después de ser transmitido hacia atrás.

Recordar que para Valdeandemagico la materia es simplemente que cuando las ondas guardan su carga, generan una onda que se para y en ese momento almacena inercia y eso sería lo que conocemos como materia.

Homeopatía = canceladores de eco (convolución)

A pesar de todo, Valdeandemagico siempre se centra en las comunicaciones, y así como de su experiencia en ajustar Klystrons dedujo lo de la pirámide de Keops, pues lo mismo con los canceladores de eco. Cuando alguien vive lejos de la civilización, y las comunicaciones tienen un cierto retardo es cuando tiene que echar mano de los canceladores de eco, y cuando alguien entiende perfectamente como funcionan es cuando hay una palabra mágica que funciona, CONVOLUCIóN. Es decir haciento la convolución somos capaces en telecomunicaciones de suprimir el eco, pues lo mismo pienso que pada con la homeopatía, aplicamos la convolución y desaparece el problema. Y al fin al cabo que diferencia hay entre una señal electrica de comunicaciones que lleva nuestra voz, y nosotros, ya que somos pura señal electrica pero realimentada o digamos fractal.
Así que para Valdeandemagico el efecto homeopático es exacto al de la convolución en las telecomunicaciones.



Lógicamente el artículo que más me gusta es cuando llaman al premio nobiel Luc Montagnier Manufo, y lo digo porque es el único calificativo que ha recibido Valdeandemagico en los 2 años que lleva con este blog, así que el saber que un premio Nóbel también es considerado con tal apelativo, pues me tranquiliza un poco. Seguramente Valdeandemagico también es un viejo chocho que no puede emigrar a China.

El artículo dice:

Flaco favor a la ciencia, el premio Nobel Luc Montagnier se apunta a la homeopatía

Montagnier, el virólogo francés que obtuvo el Premio Nobel de Medicina en 2008 por descubrir el virus del SIDA (VIH), se apunta a la investigación más avanzada en homeopatía, la dilución de moléculas de ADN vírico en agua (diluciones 10-18). Como en Francia todavía recuerdan el caso de Jacques Benveniste y la “memoria del agua,” Montagnier, con 78 años, ha decidido emigrar a Shanghai, China (liderará un nuevo Instituto de Investigación en la Universidad de Jiaotong). Los chinos están más abiertos a investigaciones tan “avanzadas” (ya publicó dos artículos en 2009 sobre este tema).

La mejor curación posible para el autismo, que según Montagnier está provocado por las ondas electromagnéticas “almacenadas en la memoria del agua” que alcanza el cerebro tras haber estado en contacto con el ADN de ciertas bacterias intestinales. Estas ondas electromagnéticas pueden ser compensadas con las ondas electromagnéticas “almacenadas en la memoria el agua” en la que se han diluido moléculas de ADN de estas bacterias intestinales (el “medicamento homeopático”). La interferencia destructiva entre estas ondas electromagnéticas, según la hipótesis de Montagnier, destruye el efecto patológico de estas ondas en el cerebro y permitirá curar el autismo, algunos casos de Alzheimer e incluso otras enfermedades neurológicas.

Qué “gran pena” que el gobierno francés no quiera financiar investigaciones tan relevantes de un “viejo chocho.” Nos lo ha contado Martin Enserink, “Interview to Luc Montagnier: French Nobelist Escapes “Intellectual Terror” to Pursue Radical Ideas in China,” News of the Week, Science 330: 1732, 24 December 2010. Montagnier, como Benveniste, afirma que el agua en contacto con una cierta substancia (en su caso ADN vírico) adquiere una serie de cambios estructurales (la “memoria” del agua) incluso en diluciones muy altas en las que se puede afirmar con rotundidad que ya no queda ninguna molécula en dilución. Afirma Montagnier que estos cambios estructurales se pueden medir gracias a las ondas electromagnéticas que producen y que su grupo de investigación las ha medido en autistas y algunos enfermos de Alzheimer, Parkinson y esclerosis múltiple. ¿Las han medido en bacterias del cerebro de estos enfermos? No, no, … las han medido en bacterias intestinales de estos enfermos. ¿Y cómo llegan del intestino al cerebro estas ondas electromagnéticas para provocar la enfermedad? Pues obvio, gracias a la “memoria del agua” en el plasma sanguíneo que acaba llegando al cerebro. Cuando Enserink le ha preguntado a Montagnier por Benveniste ha sido claro “creo que [Benveniste] tenía razón, el problema es que sus resultados no eran reproducibles al 100%.” ¿Homeopatía? Sí, claro, Montagnier afirma que “las diluciones altas de algo no son nada más que agua, son algo más ya que el agua presenta estructuras que “imitan” a las moléculas originales que tenía disueltas.” ¿Pseudociencia? No, “no es pseudociencia, no es charlatanería, se trata de fenómenos “reales” que merece la pena estudiar en más profundidad.”Sin comentarios.

Jacques Benveniste

En junio de 1988, la revista Nature publicó su artículo sobre lo que llamó la "memoria del agua", en realidad un trabajo sobre "degranulación de basófilos humanos inducido por una solución altamente diluida del anticuerpo antIgE" según el cual "la información específica de una sustancia se trasmite en el proceso de agitado de la disolución al agua". Ni más ni menos, una de las tesis de la Homeopatía. A fines de 1993, el Inserm cerró la Unidad 200. Y el 1° de marzo de 1994, Le Monde denunciaba que la clausura se debía a "el carácter herético" de los trabajos del bioquímico. Las críticas arreciaron. El periodista Michel Rouzé recordó que nadie más aparte de Benveniste y sus colegas hallaron nada significativo. "Comprobar esto -afirmó- no era condenar una herejía". Benveniste, autor de más de 300 artículos, ya había sido duramente aporreado. En 1991 soportó el bochorno de recibir el IgNobel "por su persistencia en convencer a los demás de que el agua es un líquido inteligente, capaz de recordar compuestos químicos incluso cuando toda huella hubiese desaparecido de su seno", premio que le fue otorgado por segunda vez en 1998 por su artículo "Transatlantic Transfer of Digitized Antigen Signal by Telephone Link" (Transferencia transatlántica de señales digitalizadas de antígenos por línea telefónica) publicada en el Journal of Allergy and Clinical Immunology. Porque ahora, para Benveniste, ¡la "memoria del agua" también podía ser transmitida por teléfono e Internet!

Konstantin Korotkov.

La respiración del agua. Respiration is a chemical process whereby cells use oxygen to release energy; a technical term for “breathing”. According to common knowledge aerobic respiration is restricted to glucose oxidation to carbon dioxide and water (a process reverse to photosynthesis) in which energy is stored in the form of ATP molecules that are used to provide energy for all vital activities. It is also generally accepted that atmospheric oxygen ensuring respiration emerged as a by-product of plant photosynthesis, while oxidizable organic compounds appeared in the course of pre-biotic evolution in oxygen-free milieu


Veamos algunas notas adicionales:

Una investigación, publicada en el 2003,[45] estaría aportando un argumento a favor de la base de esta terapia de homeoptatía. Este estudio aseguraría que el agua tiene lo que denominaron «efecto fantasma»; comprobando que sustancias como el cloruro de litio o el cloruro de sodio (sal común) «modifican la estructura de hidrógeno del agua», después de realizarse una dilución intensiva. Con lo cual, estaría apoyando de esta forma el aparente «recuerdo del agua» frente a experiencias químicas recientes Sociedad Hermetica, es que no pasa información, es decir que no pasa agua. El doctor Moncayo trabaja en encontrar los patrones de resonancia de las enfermedades, así se puede actuar. El agua tiene 38 anomalías, es decir tiene 38 cosas que por se moléculas no le deberían pasar, pero sí le pasan. Los vedas tratan al agua como un elemento importante en la generación de las cosas. El planeta es 60 % agua, y nosotros somos 70 % agua, mantenemos la ley de escalas. Lo mismo les pasa a las celulas. Platón dijo que el agua era un icosaedro, y ahora se ha demostrado que la estructura más estable del agua era un icosaedro y lo forman 260 moléculas de agua. Hace 2500 años platón tenía razon. También se está viendo que el universo se dijo que era un dodecaedro y resulta que lo es. El agua es un elemento activo que reaccióna según lo que haya en su entorno (sodio, cloro…, unos ordenan y otros crean caos) El agua almacena información, pero dura nanosegundos, sin embargo expuesta a la luz solar, sus modificaciones pueden durar hasta 12 horas, lo mismo con las variaciones magnéticas, que pueden durar varios días. La mecánica cuántica dice que el campo de información está en todo. El agua tiene la capacidad de ser un vehículo para almacenar y luego transferir información necesaria para la vida.

Luc Montaner, filtraba las bacterias, pero volvían a aparecer. Así que vieron la frecuencia baja de la bacteria, y cogen la señal que genera la bactería, cogen el líquido le quitan la bacteria, y ven que en el liquido filtrado, no tienen esa señal, pero hacía diferentes diluciones del agua, y en algún tipo de rango de dilución que roza lo aneopático se detectaba dicha frecuencia, y a partir de ahí dicho agua era capaz de generar la bacteria.

Cuando una mujer está embarazada no tiene enfermedades, pues está conectado.

Los rusos estudian como la conciencia del hombre influye en la estructura del agua.

El fotógrafo Alexander Daughter Baser, pone señales al agua y ve lo que pasa.

En la biofisica del agua están siendo determinantes los descubrimientos de la capacidad que tiene el agua de almacenar memoria y de actuar como portadora precisa de información electrónicas de alto valor terapeútico. En la frontera de la ciencia se está investigando su capacidad de interactuar con nuestra intención.

El agua puede formar puentes. En determinadas condiciones la estructura puede medir 2,5 cm y resistir 45 minutos. Una investigación realizada en Austria ha producido un fenómeno que nunca habia sido observado: agua contenida en dos cubetas de laboratorio, separadas un milimetro la una de la otra, y sometida a cargas eléctricas positiva y negativa, se salió de dichas cubetas para unirse entre ellas formando un puente de hasta 2,5 centimetros de longitud durante 45 minutos de antigravedad. Los cientificos creen que el campo electrico es el que genera cargas electroestáticas en la superficio del agua, provocando el efecto puente.

John kanzius ha obtenido un combustible a partir de agua salada

jueves, abril 07, 2011

El diseño de nuestra escritura es una sucesión lógica cuaternaria y se realizó en el actual Canarias, antiguo Jardín de las Hespérides

Según Valdeandemagico, la escritura que nosotros usamos en la actualidad fue diseñada con técnicas informáticas, creando una sucesión lógica cuaternaria, y el diseño se realizó en el actual Canarias, antiguamente conocida como Jardín de las Hespérides o Campos Elíseos.

Valdeandemagico, lleva varios años siguiendo la pista a la manzana de oro que fue a buscar Hercules al Jardín de las Hespérides. Hércules fue a buscar la sabiduría, y Valdeandemagico busca el lugar donde estaba dicha sabiduría. Ya hablamos de como fuimos manipulados genéticamente, de como crearon el mapa de Piri Reis, de que la pirámide de Keops medía el estado de salud del planeta tierra, de que las líneas de Nazca eran el código QR de la tierra, que todo es fractal y basado en agujeros negros, que la Sábana Santa de Turín es una resonancia magnética, que... Pero hoy toca hablar de algo que pasó en España, y más en particular, en Canarias. Primero encontramos que los famosos Campos Elíseos, ese lugar donde iban a descansar los guerreros, en la actualidad se siguen conservando perfectamente, y el lugar es conocido como Roque Nublo, y está en el centro de Gran Canaria. Hablamos largo y tendido en el articulo que escribimos al respecto: http://grancanario.com Luego descubrimos el lugar mítico del Jardín de las Hespérides, el cual también sigue conservando un montón de restos, y a nivel arqueológico se le denomina Cuatro Puertas. Hace unos años, también escribimos nuestra opinión en http://cuatropuertas.grancanario.com Y ahora, gracias a Agustín Demetrio Pallarés Lasso hemos descubierto que en dichos lugares, donde se encontraba la sabiduría que buscaba Hercules, entre otras cosas, se diseñaron las letras de la escritura que en la actualidad nosotros usamos, y se hizo tal y como creamos un pograma de ordenador. El estudio y análisis de esta antigua palestra de signos lineales encontrada en Canarias demostró que se había formado a base de una sugestiva y hábil combinación que constituía una sucesión lógica, nada menos que de carácter cuatrinario. Al final hemos puesto un video casero de hace unos dos años, cuando Valdeandemagico, siempre en busca de lo radicalmente diferente, acampó e investigó en los Campos Eliseos (Roque Nublo), así como en el Jardín de las Hesperides (Cuatro Puertas).

Trabajo de Agustín Demetrio: Es una teoría totalmente nueva que contradice lo estipulado hasta ahora al respecto.
Además, se va a proponer en este trabajo de investigación, que algunos de nuestros actuales signos alfabéticos latinos ya están presentes en los albores de las escrituras más antiguas creadas por el ser humano. La herramienta principal que se ha empleado para demostrar científicamente esta nueva teoría ha sido la utilización argumental de unos antiguos signos alfabéticos o numerarios que se han encontrado mediante la observación de diversos grabados rupestres hallados en las islas de Fuerteventura y Lanzarote del archipiélago de las islas Canarias, y dados a conocer a principios de los ochenta del siglo XX.




Muestra del antiguo signatario encontrado en las islas más orientales del Archipiélago Canario

Otro de los argumentos que se ofrece en este artículo para demostrar esta hipótesis de trabajo es que la mayoría de estos signos inmersos en esta interesante escritura encontrada, hasta ahora solamente en dos de las Islas Canarias, ya figuran en signatarios prehistóricos anteriores a lo que se considera actualmente el origen de nuestra actual escritura, considerados como herederos de las escrituras ideográficas de la antigua Sumeria. Por lo que si se logra razonar cómo se formaron estos signos encontrados en las Islas Canarias, y su anterioridad a los que se dice en la actualidad que son los signos precursores de nuestro alfabeto latino, es decir, los signos ideográficos sumerios, no quedaría duda de que esta nueva teoría que se va a exponer en este trabajo tendría un importante valor de carácter científico que consiguientemente avalaría lo que aquí se formule.

LAS PIEDRAS QUE HABLAN



La famosa "piedra rosetta" encontrada por las tropas de Napoleón en el viejo Egipto, sirvió para poder descifrar la enigmática escritura jeroglífica de aquella antigua cultura. Aquel pulido bloque de volcánico basalto estaba escrito usándose tres alfabetos distintos: el alfabeto griego de la época, el demótico, y el jeroglífico. A veces las piedras nos hablan de cosas antiguas, y nos pueden llegar a desvelar ciertos misterios.

Hay dos islas en el archipiélago canario, llamadas Fuerteventura y Lanzarote, que poseen un suelo de procedencia eminentemente volcánica; sus llanuras, montañas y montículos, están salpicados por bloques de piedras de basalto de diferentes tamaños. Algunas de ellas lucen en sus superficies unos misteriosos grabados rupestres, unos figurativos, otros esquemáticos, y algunos otros de carácter alfabético o numérico. No son traducibles todavía, pero evidentemente nos pueden transmitir algo que en la antigüedad plasmaron las gentes que habitaban estas islas.

En principio habría que agradecer la paciente labor del Profesor alemán Werner Pichler quien realizó una excelente transcripción de los diferentes grabados rupestres de la isla canaria de Fuerteventura, donde se puede observar esta sugerente escritura, con el título de

" Die Schrift der Ostinseln Corpus der Inschriften auf Fuerteventura"


publicado en la revista Almogaren XXIII/1992 en sus páginas 313-453. Todo esto fue ampliamente estudiado "in situ" por mí, no solo en la isla de Fuerteventura, sino también en la isla de Lanzarote, únicos lugares del mundo donde existen evidencias de esta escritura.

Observando estos interesantes y sugestivos signos lineales hallados en estas dos islas, con bastante detenimiento y profundidad, además de con ciertas dosis de intuición, esto último creo que muy importante para poder avanzar en la ciencia en general, fue cómo pude llegar a descubrir algo que si se confirmara podría catalogarse como precursor de un cambio radical del concepto que hasta ahora se tenía del origen de nuestra actual escritura latina, y que a continuación expongo en este artículo de investigación.


SORPRENDENTE CÓDIGO UTILIZADO PARA INVENTAR UNA ESCRITURA


Es sabido que todo el universo que nos rodea se sostiene según un evidente equilibrio que entre otras cosas evita que por ejemplo los diferentes astros que surcan el espacio choquen entre sí y se origine un caótico colapso general. Los astrónomos pueden explicar este equilibrio mediante fórmulas matemáticas y físicas.

Las fórmulas matemáticas pueden contener soluciones infinitas.

Cuando la IBM empezó a fabricar sus computadoras, se utilizó, para que los "cerebros" de estas máquinas pudiesen desarrollar las diferentes soluciones a los problemas que se les plantearan, una combinación de dos signos, una combinación binaria (0 - 1).

Que esto se haga en la actualidad es lógico, pero ¿en la antigüedad? ¿Era posible que se llegasen a aplicar soluciones aritméticas en ámbitos como puedan ser las creaciones de combinaciones de signos para la formación de una escritura? Pues bien, el estudio y análisis de esta antigua palestra de signos lineales encontrada en Canarias demostró que se había formado a base de una sugestiva y hábil combinación que constituía una sucesión lógica, nada menos que de carácter cuatrinario.

La primera línea de esta sucesión es recta, la segunda es una recta quebrada una vez, la tercera línea es la primera recta quebrada dos veces y el cuarto signo que compone esta sucesión lógica, es la recta del primer signo quebrada "lógicamente" tres veces.

Fue realmente sorprendente el haber podido constatar que para lograr la confección de todos los signos que componían esta escritura, esta sucesión lógica de cuatro signos la habían combinado luego de una manera muy hábil: la habían girado cada uno de los signos en noventa grados en sentido de las agujas del reloj, a excepción de la dificultad que se les había presentado para dos casos concretos, para lo cual habían recurrido a una variante que solucionaba el problema.



La primera columna de la izquierda contiene los cuatro signos primarios en su lógica sucesión cuatrinaria. La segunda columna los cuatro signos con su giro de 90º en el sentido de las agujas del reloj. En la tercera columna los primeros signos girados 180º. En la cuarta columna los mismos primeros signos con un giro de 270º. En la caligrafía de estos signos, resultante de los distintos giros de los que componen la sucesión lógica, siempre se procuró abrir o cerrar más o menos sus ángulos de manera que se mantuviese un estilo lineal estilizado verticalmente

Para no perder la verticalidad general del sentido lineal de estos signos se optó por añadir unos pequeños apéndices en los diferentes lados de los extremos del primer signo formado por la simple línea recta vertical.



El segundo signo supone la representación del primero (recta vertical simple) girado 90º en el sentido de las agujas del reloj. El tercer signo se refiere al primero girado 180º, y el cuarto signo es el primero girado 270º


Y para el tercer signo de la recta quebrada dos veces, en su giro de 180º, tuvieron que hacerle girar también alrededor de un hipotético eje vertical obteniendo el efecto de imagen reflejada en el espejo:


El signo de la recta quebrada dos veces (tercer signo de la sucesión lógica cuatrinaria) al girarlo 180º en el sentido de las agujas del reloj, quedaría igual que el vertical, así que lo giraron otros 180º alrededor de un imaginario eje vertical consiguiendo invertir el signo.


LAS TEORÍAS ACTUALES SOBRE LA FORMACIÓN DE NUESTRO ALFABETO LATINO

Cuando actualmente estamos escribiendo algo, más de las tres cuartas partes de la humanidad que habitamos este planeta lo hacemos utilizando la "escritura latina", una escritura impuesta por los romanos justo al comienzo de lo que luego sería un Imperio. Libros, tratados y leyes, teorías, poemas, cartas de amor, etc., y todo método de expresión escrita que hemos estado utilizando durante muchos siglos, lo hacemos y lo hemos hecho, según el alfabeto que nos fue legado desde aquella remota época: la escritura de origen latino, justo por ejemplo, la mayoría de las letras que están impresas en las teclas de mi ordenador, "las que estoy pulsando en estos momentos para tratar de comunicarles algo".

La primera pregunta que planteamos es la siguiente: ¿cómo se les ocurrió a los romanos de aquella época aglutinar una serie de signos alfabéticos que luego acabarían configurando la que actualmente llamamos escritura latina?, y, más aun, ¿de dónde les llegaron esos signos alfabéticos?, o, ¿aquellos signos que acabaron inventando, o recopilando para formar su escritura, cómo se formaron, o por qué eran así?.

Los expertos y académicos científicos que han estudiado este, por qué no decir , apasionante tema, han llegado a la conclusión de que el alfabeto latino utilizado por los romanos, y por nosotros mismos en la actualidad, no fue totalmente un invento de ellos, sino que la mayoría de los signos de este alfabeto, ya habían sufrido una determinada evolución a lo largo de la historia , antes de que fuesen utilizados para confeccionar su escritura.

Las pistas del origen de nuestro alfabeto comienzan, según las teorías denominadas oficiales, en el valle que delimitan los ríos Tigris y Eufrates, en la actual y convulsiva tierra del país de Irak. Allí, y en la antiguamente denominada Sumeria, hace aproximadamente unos cuatro mil quinientos años, surgieron los primeros métodos de expresión gráfica que se consideran como precursores de nuestro actual alfabeto latino; sus primeras manifestaciones fueron mediante un código pictográfico, luego mediante una expresión ideográfica, para más tarde, hace apróximadamente unos tres mil quinientos años, derivar todo esto en las escrituras denominadas lineales, mientras, en la misma época, en el antiguo Egipto se estuvieron utilizando las escrituras figurativas o jeroglíficas.


LA TEORÍA DE DIFUSIÓN DE LOS ALFABETOS PRECURSORES DE NUESTRA ESCRITURA LATINA


Pues bien, se cree que estas escrituras se extendieron hasta las tierras actualmente ocupadas por Isrrael y Palestina, relativamente próximas a Sumeria, desde donde aquellas poblaciones semíticas que habitaban esa zona, comenzaron con diversas prácticas, a inventar unas escrituras denominadas protosinaíticas, según se nos dice, utilizando las antiguas expresiones sumerias como ejemplos para desarrollar su propia escritura. Luego fueron las poblaciones fenicias, difusoras por todas las costas mediterráneas de comercio y cultura, quienes presentaran al mundo occidental el germen de lo que sería, al parecer, nuestra actual escritura latina.

En esta aparente siembra de oriente a occidente, que sirvió para cosechar nuestra actual escritura, apareció, casi en la misma época que la que sirvió de expansión a los fenicios: Grecia, con su escritura griega; también, la cretense. La de la principal colonia fenicia de la época, en el actual Tunez, Cartago, con sus escrituras púnicas; la líbica, en el resto del norte de África; las escrituras íberas y tartesias en la Península Ibérica, las escrituras rúnicas, precursoras de las antiguas lenguas germánicas de Escandinavia, parte del centro de la actual Europa y las Islas Británicas. Al parecer, todas estas antiguas escrituras estaban de alguna manera emparentadas. Y por último, el que parece ser el definitivo eslabón utilizado por los romanos para la confección de su escritura latina, la escritura etrusca y sus posteriores y derivadas de ésta, escrituras "satélites" en la península Itálica: la escritura sícula, picena, falisca, umbra y osca.

La escritura latina surgió definitivamente en la actual Italia, aproximadamente en el S. VII antes de Cristo. El alfabeto que constituyó dicha escritura estaba compuesto por 25 signos, todos ellos letras que denominamos actualmente mayúsculas, porque las denominadas minúsculas fueron creadas en la edad Media, por tanto mucho después, llegándose al punto de que aquellos romanos creadores de la escritura latina no podrían descifrar las actuales letras minúsculas de esta escritura.

Pero, cuando si utilizamos cierto inconformismo y nos ponemos a observar la que nos dicen los científicos, evolución desde sus génesis, de cada una de las letras de nuestro alfabeto, algo extraño surge inmediatamente en las mentes más avezadas; algo que no concuerda. La evolución que aparentemente sufrieron los distintos signos alfabéticos desde las expresiones pictográficas e ideográficas de la antigua Sumeria, para luego, como nos dicen pasar de las escrituras más antiguas del Mediterráneo oriental hasta los signos denominados de la escritura latina, y que nos quieren hacer ver, la evolución de la "A", la "B", la "C", la de la "O" desde el dibujo de un "ojo", la de la evolución de la "M", desde el dibujo de pretendidas olas de un mar, etc., todo se torna entonces en un oscuro resultado final, en algo que no tiene un argumento sólido que lo respalde, y en realidad es así, la explicación que nos dan de la evolución que sufrieron cada una de las letras de nuestro alfabeto nos transmiten un halo de incredulidad por su debilidad definitoria.




Aquí se puede ver la evolución de los distintos signos alfabéticos latinos desde sus creaciones iniciales. Teoría "oficial" establecida hasta ahora.


LA CLAVE DEL DESCUBRIMIENTO DE LA NUEVA TEORÍA SOBRE LA FORMACIÓN DE NUESTRO ALFABETO


En un lugar ciertamente apartado del escenario cultural en donde se desenvuelven todas aquellas escrituras antiguas, aparentemente emparentadas y en cierta manera precursoras de la escritura latina, las costas y países de la época que envuelven el Mediterráneo; fuera de éste, más allá del estrecho de Gibraltar; en un archipiélago a unos 1200kilómetros de dicho estrecho, en plena zona oriental del Atlántico, en el Archipiélago Canario, se puede observar cómo sus antiguos habitantes, de una raza o etnia cultural llamada genéricamente "guanches", o los antecesores de éstos en el poblamiento de esas islas, nos legaron unas escrituras mediante grabados rupestres generalmente alfabetiformes, aunque en mucha menor medida se puedan observar también estos grabados en otros soportes materiales como la madera y hueso, escrituras que, primero, son escrituras muy curiosas en su adscripción, ya que aunque una de ellas tiene un claro emparentamiento con la escritura que se practicaba desde al parecer seis o siete siglos antes del nacimiento de Cristo en la antigua Libia cercana a este archipiélago, el actual Magreb, sin embargo, mantiene algunas diferencias con respecto a ésta. Veamos: Algunos signos que están en las escrituras que se denominan líbico-bereberes no se encuentran en su aparente precursora del vecino continente africano, así como, inmersa en algunos de estos paneles escriturarios encontrados de la escritura líbico-bereber se pueden encontrar signos del Tifinagh, una escritura que aparentemente aparece en el noroeste de África ya después del nacimiento de Cristo.

Pero, es en las dos islas más orientales del Archipiélago Canario donde aparecen una serie de signos lineales que no tienen parangón alguno con los que componen la escritura líbico-bereber, a pesar de que esta escritura líbico-bereber aparece también en esas dos islas de Lanzarote y Fuerteventura; ni esta extraña, aparentemente escritura, aparecida en las basálticas rocas de estas dos islas tiene absolutamente paralelismo alguno con las que hayan aparecido en el vecino continente africano; ni siquiera se trata de ninguna otra escritura hallada hasta la fecha en algún otro lugar del mundo, es decir, estamos hablando de un auténtico endemismo escriturario de estas dos islas canarias, aunque, sí es cierto, que esta antigua escritura a la que nos referimos, que incluso en algunos lugares de estas dos islas se funde con la líbico-bereber, encontrándose alguna mezcla de estos dos signatarios en algunos paneles rocosos; esta escritura endémica, decíamos, por la evidente forma de sus signos, está emparentada sin duda alguna con la palestra de antiguas escrituras, la mayoría, por su entorno, mediterráneas, que describíamos anteriormente.



Inscripciones líbico-bereberes de la isla canaria El Hierro. Esta escritura se ha encontrado en prácticamente todas las Islas Canarias. En las islas más orientales, Fuerteventura y Lanzarote, además de encontrarse también esta escritura líbico-bereber, se han encontrado los signos utilizados como uno de los argumentos para desarrollar la teoría aquí expuesta.

DECODIFICADO EL ESLABÓN PERDIDO QUE DEMUESTRA ESTA NUEVA TEORÍA


Lo primero que me sorprendió en esta antigua escritura endémica canaria fue sus formas exclusivamente lineales y abiertas, no existía ningún signo de forma circular, y el círculo, sin embargo, sí estaba presente en prácticamente todas las formas de escritura, tanto antiguas como modernas. También las diferentes combinaciones entre sus signos, formando agrupaciones de tres signos las más pequeñas y de unos catorce las agrupaciones mayores, guardaban un diseño bastante elegante, ya que sus signos, todos ellos con trazos verticales , se ceñían con cierta armonía, siguiendo entre ellos una aparente correlación paralela en sus trazados.

Luego, cuando intenté averiguar, aplicando cierta lógica, en qué dirección se podrían leer sus diferentes signos, me di cuenta de algo muy extraño y realmente sorprendente, y era que, los observaras de izquierda a derecha, al revés, o de arriba abajo o viceversa, todos los signos de esta escritura tenían su lógica, y no se desvirtuaban aunque variasen de posición; si cada signo lo giráramos en dirección de las agujas del reloj, o a la inversa, siempre eran signos que se podrían catalogar como perfectamente válidos y pertenecientes a esta escritura.

Veamos qué se puede conseguir con cualquier agrupación de signos de esta escritura, según esto, variando el sentido de su lectura:


En primer lugar podemos ver una agrupación cualquiera de estos signos.


Ahora giramos sus diferentes signos.

Y ahora los volvemos a girar en otros sentidos Tambien se puede observar que la confección de estos peculiares signos tenía una clara concordancia con la escritura latina, porque evidentemente hay signos concordantes en una y en otra, como las conocidas "N", "M", "W" , etc; pero al mismo tiempo, diferían de una manera obvia; la abundancia y a veces de manera consecutiva realización de signos agrupados trazados con simples rayas totalmente rectas en la escritura canaria que no existe en la latina.



Los abundantes apéndices que sobresalían de varios diferentes signos en la escritura canaria inexistentes en la latina.



Además se pueden observar en esta escritura canaria las frecuentes ligaduras entre signos que se presentaban a veces separados, pero en otras ocasiones ligados, con aparentes intenciones de formar signos nuevos y con posibles valores numéricos o fonéticos y traducibles o interpretados de forma diferente a cuando se presentan desglosados, y que claramente nos indican cuál fue el origen de algunas letras latinas a base de ligaduras de dos signos de la sucesión lógica cuatrinaria.




Se puede observar que en esta escritura encontrada en Canarias efectivamente se ven signos de la escritura latina, pero también es bastante clara su diferencia con ésta, diferencia que estriba notoriamente en el carácter simplificador que determina la observación de la escritura canaria con respecto al aspecto más evolucionado que demuestra la latina, aunque claramente se pueden observar cómo muchos de sus signos derivan de los que componen la sucesión lógica cuatrinaria y sus ligaduras entre si, encontrados en esta antigua escritura canaria

La conclusión de cómo se pudo fabricar esta escritura es demoledora por su originalidad y por su intelectualidad aplicada, siendo su origen, probablemente, el desarrollo de una combinación de "sucesión lógica", acabada en un, nada menos que, cómputo cuatrinario. Los cuatro signos que componen esa sucesión lógica y cómputo cuatrinario definitivamente son, y los recordamos aquí: el primero de ellos una simple raya recta y vertical; el segundo signo sería el anterior, pero quebrado una vez; el tercero de los signos, ya lógico en esta sucesión sería, el primero de los signos quebrado dos veces, y el cuarto signo del cómputo cuatrinario sería el primero de los signos quebrado tres veces.

Pero lo verdaderamente extraordinario de esta sucesión lógica de un sistema cuatrinario, decíamos, es que las diferentes variantes que se utilizan para confeccionar todos y cada uno de los signos que forman esta apasionante escritura son el giro en el sentido de las agujas de reloj de estos signos de ese cómputo, de noventa en noventa grados, con una excepción, el tercer signo de esta sucesión, que en un momento dado sufre un giro pero no en el sentido de las agujas de un reloj, sino en un giro de ciento ochenta grados a través de un hipotético eje vertical, es decir, como si ese signo lo viésemos en un momento dado reflejado en un espejo.



DEMOSTRACIÓN DE LA ANTIGÜEDAD DE LA ESCRITURA QUE CONSTITUYE EL PERDIDO ESLABÓN QUE AQUÍ SE DESVELA


Una vez descifrada la génesis de cada uno de los signos que forman esta escritura, signos presentes en la actual escritura latina que practicamos en la actualidad tantos seres humanos en nuestro planeta, el siguiente análisis que hemos procedido a realizar es el de dilucidar si estos signos hallados en las islas más orientales del archipiélago canario son anteriores o posteriores a la escritura latina inventada en los albores del imperio romano, o incluso lo más importante, comprobar si estos signos proviniesen, o fuesen, incluso más antiguos que los textos ideográficos sumerios. Ya que no existe aparentemente ninguna posibilidad de datar estos signos en los actuales soportes materiales sobre los que se han encontrado, es decir, sobre las piedras basálticas de estas dos islas de Fuerteventura y Lanzarote, y no existiendo contexto estratigráfico para tal posibilidad, procedí al estudio comparativo y estadístico con otras escrituras antiguas.

Pero, ¿en qué estadío se encuentran estos signos que estamos estudiando? Según nos indican las teorías vigentes, todo el proceso de formación de los signos de la actual escritura latina parte de las escrituras figurativas sumerias, pasando luego a las fenicias, griegas, y finalmente por la etrusca, antes ya de desembocar en la escritura latina, es decir, apoyado este proceso en la establecida corriente cultural "orientalizante", de "oriente a occidente", siendo por tanto todo el Mediterráneo occidental más atrasado, y solamente imbuido de ciertas señales de culturización, como puedan ser las habilidades escriturarias, después de la llegada de griegos y fenicios a sus costas. Hasta ahora, en términos generales es lo establecido, y digo en términos generales pues hay algunas, no solamente notas y voces discordantes, sino evidencias científicas de un peso específico devastador que indican todo lo contrario, que mucho antes de que llegasen desde oriente estas escrituras ya había ciertas formas de expresión escrituraria lineal en el occidente mediterráneo, de hasta cuatro mil años antes de Cristo, pero no solo eso, sino, que signos utilizados en la actual escritura fabricada por los romanos, que utilizamos en la actualidad, ya se puede ver que existían en aquellos antiquísimos signatarios del Mediterráneo occidental.



CIENTÍFICOS QUE CORROBORAN PARTE DE ESTA TEORÍA AQUÍ EXPUESTA


Primero tengo que agradecer la inestimable colaboración, para realizar este trabajo de investigación, de la Licenciada en Lenguas Eslavas por la Universidad de Odessa, Viktoria Ozarinskaia, por la aportación de sus conocimientos epigráficos que ayudaron a resolver las diferentes hipótesis aquí expuestas.

Veamos también algunas cosas que nos dice la Doctora Ana María Vázquez Hoys, de la que hemos utilizado algunos de sus valiosos trabajos y publicaciones científicas para apoyarnos en la demostración de la antigüedad de algunas escrituras y sus correspondientes signos que las componen. La Sra. Ana María Vázquez es Doctora en Historia Antigua por la Universidad Complutense de Madrid y Profesora del Departamento de Historia Antigua de la UNED (Universidad Española a Distancia), así como Profesora del Centro Asociado a dicha Universidad en Madrid. Miembro de diversas asociaciones de gran importancia a nivel internacional de estudios de la Antigüedad, así como autora de casi treinta libros y ensayos, como "El Diccionario del Mundo Antiguo", "El Mundo Griego. De los inicios a la conquista romana", "Historia de Roma I. La República romana", o "Grecia. El Mundo griego", etc. Esta Doctora en Historia Antigua nos dice: "En la península Ibérica ya se utilizaban signos de escritura miles de años antes de que los fenicios aparecieran por sus costas. Esta innovadora tesis viene avalada por los estudios aportados en este libro" (se refiere a "Las golondrinas de Tartessos", de la editorial Almuzara). "En el museo de Huelva(España) se encuentran expuestos dos útiles prehistóricos, fechados aproximadamente en los milenios IV-III a. C, encontrados en sepulcros megalíticos, con evidencias de dos escrituras diferentes".




Signos de la escritura megalítica, tipo lineal, Huelva I o San Bartolomé, del pulidor de flechas de la sepultura dolménica de San Bartolomé, Huelva (España) Carlos Cerdán Márquez, y, Georg y Vera Leisner "Nótese que están presentes los cuatro signos de la sucesión lógica cuatrinaria, incluso, algunos de ellos se pueden ver girados", todo ello 1500, ó 2000 años antes de que los sinaitas "inventasen" la escritura lineal a partir de las ideográficas sumerias"

Pero no son las únicas muestras; existen otras en el sur peninsular. Debemos poner en duda lo que hasta ahora se consideró como verdad irrefutable: que fueran los fenicios quienes nos enseñaron a escribir. ¿Y si en realidad hubiera ocurrido lo contrario? ¿Y si esos Pueblos del Mar, procedentes algunos de la Península Ibérica, hubiesen enseñado sus signos a los fenicios? ¿Escribirían los fenicios sus propios anales en una escritura de occidente?

Los fenicios, al llegar a la Península Ibérica a finales del II milenio antes de Cristo, encontraron gentes que ya usaban un torno rápido para pulir el oro y que escribían signos lineales. El geógrafo griego Estrabón se refirió a los turdetanos como un pueblo que tenía leyes escritas en verso de seis mil años de antigüedad. Las escrituras de Huelva no están solas en la penumbra de la Prehistoria: numerosos signos de escrituras ""prehistóricas" fechadas a partir del 7.500 a. C aparecen en Europa y en las islas del Mediterráneo". (Dra. Ana María Vázquez Hoys)


CUANDO COMIENZA LA HISTORIA NO ES CUANDO EMPIEZA LA ESCRITURA


No, porque sencillamente, y cada vez mejor, se puede demostrar que antes de que comience la Historia con las primeras traducciones de las representaciones, todavía ideográficas, de la antigua Sumeria(Uruk IV) hace entre unos 3400 y 3200 años antes del nacimiento de Cristo, y de sus coetáneas escrituras jeroglíficas del antiguo Egipto, ya existían signos lineales escriturarios, perfectamente datados en diferentes contextos arqueológicos, que nos revelan el poder de expresión gráfico que ya poseían poblaciones del antiguo neolítico y calcolítico, como los diferentes signos alfabéticos encontrados en el sepulcro megalítico de Huelva(España). Pero también se han encontrado signos de escrituras lineales antiquísimas en Rusia y en Ucránia. O en Rumanía o Bulgaria. En Macedonia, en las "tablillas de Gradesnica", datadas en 4000-5000 años antes de Cristo, con signos idénticos a los que componen la escritura de Canarias expuesta aquí para desarrollar esta teoría.



Signos de la Tablilla de Gradesnica, Macedonia

Los clarísimos signos alfabéticos encontrados en el asentamiento prehistórico de Dispilio en una tablilla de madera datados en 5260 años antes de Cristo. Los símbolos escriturarios de la antigua cultura de "VinÇa", en Rumanía, y datada en 5000-4000 años antes de Cristo. Antiguos signos de escrituras pre-eslavas, en Sitovo, Plodin, Macedónia, de nuevo casi idénticas a los signos canarios estudiados aquí.





Signos de Sitovo, Plodin, Macedonia. 4500 a. C. "de nuevo se pueden ver perfectamente los diferentes signos del sistema cuatrinario estudiados aquí"

Signos del "sello de Caranovo" Bulgaria, de 4800 años antes de Cristo. El "disco de Festos", con 260 signos impresos, de la antigua cultura de Creta de entre 1700-1600 años antes de Cristo, etc. Todas estas escrituras antiguas constituyen evidencias científicas que demuestran, en función del desarrollo de la teoría que se intenta exponer aquí, dos cosas primordiales, una, que cuando en la antigua Sumeria se empezaron a utilizar los primeros signos lineales, y que al parecer de las teorías vigentes evolucionaron para que se formaran las escrituras fenicias y griegas, y luego desembocase en la actual escritura latina, ya en la Europa oriental, en la zona de influencia del río Danubio, en las proximidades de Grecia y en las islas del Egeo, así como en algunas zonas de la Península Ibérica, ya se escribía, y con signos alfabéticos de formas lineales. La otra cuestión que ilumina estas evidencias científicas del antiguo neolítico y calcolítico es que varios de estos signos alfabéticos encontrados, de una antigüedad de varios miles de años anteriores al nacimiento de Cristo, están en la sucesión de signos que aquí se intentan exponer como los verdaderos precursores de la actual escritura latina, y encontrados en lo que se podría denominar como "eslabón perdido del génesis de la escritura latina actual".


Muestras de distintas agrupaciones de los signos encontrados en las islas canarias de Fuerteventura y Lanzarote. Nótese su elegante línea caligráfica. También se puede apreciar que todos sus signos son pertenecientes a la aquí expuesta sucesión lógica cuatrinaria y a los distintos giros de esos signos primarios. Tambien son apreciables los abundantes apéndices con los que se adornaban estos signos primarios, no solamente en estos signos canarios, sino también en los signos iguales a estos encontrados en estratos del neolítico y calcolítico del sur de la Península Ibérica y en otros signos de aproximadamente la misma época en la zona del Danuvio.


EL CÓDIGO CUATRINARIO EN SIGNOS ANTECESORES DE LA ESCRITURA LATINA


No solamente estos signos de la sucesión lógica de un sistema cuatrinario, que decodificamos, formaron parte de esta antigua escritura canaria, ni siquiera lo fueron de ésta y de las escrituras prehistóricas halladas en Rusia, Ucrania y en toda la zona de influencia del gran río Danuvio, norte de Grecia, islas del Egeo, o en la Península Ibérica; todas ellas datadas en épocas del neolítico o calcolítico, así como algunas de ellas pertenecientes a culturas megalíticas, sino que también estos signos, lógicamente, siguieron estando presentes en aquellas escrituras antecesoras a la latina y ya más cercanas a ésta temporalmente, como la griega y la etrusca
Escrituras rúnicas de poblaciones indoeuropeas protocélticas del centro-norte europeo y de parte de la antigua Britania del primer milenio A.C. Éstas son probablemente herederas de aquellas antiguas escrituras protoeslávicas de la amplia zona alrededor del Danuvio, descritas aquí como poseedoras del primigenio código de sucesión cuatrinaria que constituyó el invento de la actual escritura latina.

Se ve claramente como se utilizaban casi exclusivamente los cuatro signos primarios estudiados en este trabajo, con sus correspondientes giros y ligaduras entre sí.

Estas escrituras son probablemente descendientes de las que existían en la zona en épocas megalíticas, como la encontrada en Huelva y expuesta en este estudio como perteneciente al comienzo de la formación de las primeras escrituras mediante el código de sucesión cuatrinario planteado aquí. Se han añadido, por las poblaciones posteriores de la zona, otros signos geométricos y simbólicos quizás proveniente de una escritura de carácter sagrado, para desembocar en estas escrituras coloquiales posteriores expuestas en este cuadro.









Esquema que se propone para la evolución de nuestra actual escritura latina según la teoría expuesta en este trabajo. Es evidente, en este caso, el carácter de mera hipótesis de este cuadro, pero se ofrece con la intención de su estudio y debate(hacer siempre un "click" en los cuadros si se quieren aumentar)
CONCLUSIÓN
La escritura latina, en la mayoría de sus signos o letras, no procede por tanto de una evolución a partir de los signos ideográficos de la antigua Sumeria, ni de una escritura protosinaitica, ni de una difusión de ésta a lo largo de las costas del Mediterraneo por parte de los fenicios, sino de una escritura lineal mucho más antigua que se practicó en diversas zonas de la Europa del neolítico y calcolítico, o incluso mucho antes, es decir, proponemos que la evolución de la escritura difiere bastante de lo pretendido hasta ahora.


En el siguiente cuadro se hace una exposición de la formación de la mayoría de los signos que utilizamos actualmente en nuestra escritura latina a partir de los signos formados por la sucesión lógica del sistema cuatrinario inventado en la antiguedad



Agustín Demetrio Pallarés Lasso

Lanzarote (Islas Canarias)